MEDIDAS EXTRAORDINARIAS OBLIGATORIAS PARA CENTROS RESIDENCIALES EN CASTILLA Y LEÓN

El 21 de junio ha concluido el estado de alarma que fue decretado por el Gobierno a causa de la pandemia de coronavirus COVID-19, entrando en la fase de “nueva normalidad” en toda España.

Aunque esta fase supone un avance en la normalización de la actividad de los centros, es fundamental que todo ello esté presidido por las máximas medidas de seguridad e higiene que permitan salvaguardar la salud de usuarios, profesionales y familias. Las residencias siguen considerándose lugares en los que se deben mantener máximas medidas de prevención, debido a la alta afectación del coronavirus entre las personas mayores.

La normativa de la Comunidad Autónoma que va a regular la “nueva normalidad” en nuestra comunidad autónoma, se publicó en el BOCYL el “Decreto-Ley 5/2020, de 18 de junio, por el que se regulan las medidas extraordinarias que deben adaptarse en la atención social en los centros residenciales de personas mayores y personas con discapacidad en Castilla y León para garantizar la protección de usuarios y profesionales ante situaciones excepcionales de salud pública declaradas oficialmente”.

Paralelamente, también se ha publicado la “Guía de actuaciones en las residencias y centros de día públicos y privados de personas mayores y de personas con discapacidad de Castilla y León”, y en este documento, desde la Gerencia de Servicios Sociales se ha querido recoger todos los aspectos claves del funcionamiento de los centros y como se debe de actuar a partir de ahora (visitas, salidas al exterior, nuevos ingresos….).